Crítica musical: Dead By Sunrise, Out of Ashes


Dead By Sunrise es el proyecto en solitario de Chester Bennington, cantante de Linkin Park. El grupo lo forman también los miembros de Julien-K, grupo de rock que hace una música similar a grupos como Fall Out Boy. Este proyecto nació a raíz de una gira, el Project Revolution, que compartieron Linkin Park y Julien-K, Chester y el grupo se cayeron bien y decidieron montar un proyecto conjunto.

Esto no significa que Linkin Park se haya separado, ni mucho menos. El disco de Dead by Sunrise se retraso más de un año precisamente por la salida del último disco de Linkin Park, Minutes to Midnight. Y se prevee que el nuevo proyecto de la banda californiana vea la luz el año que viene.

Después de esta pequeña introducción, paso a comentaros el disco.

Dead By Sunrise nos ofrece un rock fresco y sencillo. Utilizan instrumentos como la guitarra, la bateria, bajo y un piano, con ellos han conseguido crear un disco de una calidad musical inmejorable. Esto es lo que nos prometió Chester, quién en numerosas entrevistas aseguró que haría un disco de rock como el que a él le gustaría escuchar. Y ha dado en el clavo.

Tiene claras influencias del rock de los ochenta. Personalmente me recuerda mucho en los temas más rock a grupos como Stone Temple Pilots y en las baladas (las cuales merecen una mención especial) a grupos como White Snake.

Musicalmente en los temas rock predominan las guitarras pesadas, los riffs duros y unos estribillos que, además de ser muy pegadizos, tienen mucha fuerza y hacen que cale muy bien el mensaje. También es curioso el uso del piano, el cuál parece que pasa despercibido pero que si lo quitáramos haría que las canciones perdieran personalidad.

En cuanto a las baladas son una auténtica maravilla. Temas como Let Down o Too Late, sin olvidar a Gimme your name o Into You. Sin perder fuerza hacen que pases del subidón a relajarte y a disfrutar de estos maravillosos temas acompañados además de unas letras increibles. Lejos de ser pastelosas o cansinas, DbS nos ofrece en su lado más lento la misma fuerza o incluso más, que en sus temas más rock.

En lo que a las letras pertenece, DbS nos ofrece una lírica de una calidad increíble. Las letras son cercanas, hablan de momentos que todos hemos pasado alguna vez, y eso hace que te identifiques con lo que Chester nos canta. Lo cual ayuda también a que te encariñes con ciertos temas. En este caso Chester nos demuestra que es un excelente compositor, esto ya se ve con Linkin Park, pero en este caso podemos verle en su faceta más personal.

Antes de pasar a destacar los mejores temas del disco me gustaría hacer una mención especial a Chester. Este disco le sirvió como terapia, ya que su realización coincidió con un tortuoso proceso de separación, donde Chester lo pasó realmente mal; se refugió en la bebida y apenas sus amigos conseguían sacarle de casa. Pero gracias a su apoyo consiguió salir, y de ahí el titulo del disco Out of Ashes, que es algo así como resurgir de las cenizas. La voz de Chester en este disco es preciosa, maravillosa y da lo mejor de él. Si ya antes para mí era todo un ejemplo a seguir, una de las personas a las que más admiro, después de este disco lo es aún más.

Ahora viene uno de los momentos más difíciles de una crítica: elegir los mejores temas. Si ya es complicado cuando un disco te gusta, imaginaos cuando un disco te alucina y no puedes pasar un día sin oirlo desde que cayó en tus manos. Pero tengo que hacerlo, no me puedo quedar con todo el disco, asique he ido descartando canciones, estas son las que más me gustan, aunque luego os desvelaré cual es mi favorita sin ninguna duda; Crawl back in, Let Down, Too Late, Gimme your name, Condemned, Into You e In the Darkness. Con esta última canción tengo que decir algo curioso, y esque el final, la parte instrumental que tiene, es un claro guiño a Linkin Park, ya que recuerda claramente a la música del grupo. Me parece un bonito homenaje por parte de Chester.

Para terminar, toca decir la nota y la mejor canción.
- Nota: 10
- La mejor canción del disco es: Walking in Circles.





Gracias Chester ^^.

2 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Bueno, siendo sincera, este es un disco que seguramente no habría escuchado de no estar tú tan flipadísima con él. Sin embargo, tengo que reconocer que habría sido un gran error porque me habría perdido un cd que no tiene desperdicio.

    Comparto la idea general que transmites en tu crítica, y tus comentarios acerca de la clase de rock con que han trabajado, y he de decir que el resultado es impecable; es un cd que me ha sorprendido muy gratamente.

    Así que, una vez más, muchas gracias por poner otro estupendo cd en mis manos ^_^

    ¡TQM!

    ResponderEliminar